"Buscar la belleza, es la única protesta que merece la pena en este asqueroso mundo..."


viernes, 25 de abril de 2014

Apareamiento del Milano negro (Milvus migrans). Secuencia de fotos.

En estos días de primavera tienen lugar el apareamiento de las diversas especies de aves.

No siempre es sencillo de ver pero con un poco de suerte y si uno se fija bien a su alrededor, podemos encontrar escenas como esta serie de fotografías del apareamiento de un Milano negro.

La hembra se suele poner en una rama con fácil acceso y se dedica a llamar constántemente al macho. Y este solícito acepta el ofrecimiento.

Me sorprendió cómo hizo el acercamiento el macho, casi como si fuera a capturar una presa y en ese momento la hembra agachó un poco la cabeza y se dispuso a aceptar al macho. Después unos segundos de acoplamiento y el trabajo estaba completado.

Las fotos están tomadas sin red, simplemente sentado en el suelo y a cierta distancia. No son una maravilla pero la secuencia merece la pena. Mejor verlas ampliadas pichando en ellas...

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.
La hembra de Milano negro, posada en un roble llamando al macho.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.
El macho aparece por debajo volando rápidamente. La hembra le ve y adopta la postura adecuada para el apareamiento.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.
Acabado el trabajo, el macho se marcha.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.
La hembra tras el apareamiento, permanece en reposo por unos minutos.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.
Y regresa al a buscar alimento.

Apareamiento de Milano negro en el embalse de Rosarito, Candeleda.

Espero os guste.


3 comentarios:

  1. Magnífica secuencia del apareamiento de esta bella rapaz. No es fácil encontrarse a las rapaces en estos menesteres.
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pini.

      Por donde yo me muevo no es complicado verlas de lejos. Tienen una serie de posaderos fijos en los que se posan y aparean, pero hay que tener suerte para estar cerca de uno de ellos y que coincida el momento.

      Todo esto funciona a base de estar tranquilo, conocer el lugar y tener mucha paciencia.

      Gracias por tu comentario.

      Saludos.

      Eliminar
  2. Maravillosa secuencia y buena recompensa por tu consabida paciencia y buen hacer.

    Abrazos
    Sam & Dave

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...